8 C
Madrid
sábado, marzo 2, 2024

La web de flotas, renting y VO de la revista Renting Automoción

spot_img

Dacia Jogger: Máxima versatilidad a precios imbatibles

El Dacia Jogger promete dar que hablar mucho en los próximos meses. Se trata de un vehículo que ofrece lo mejor de cada categoría del segmento C: cuenta con un interior muy amplio y voluminoso, propio de un combi; una modularidad similar a la de un monovolumen; y está lo suficientemente bien dotado para poder transitar con solvencia fuera del asfalto, tal como lo puede hacer un SUV con tracción delantera. Como vemos, un vehículo multiuso con el que Dacia presume de haber reinventado el coche familiar de hasta siete plazas. Por lo tanto, el Jogger se presenta como un coche que brinda una sobresaliente versatilidad de uso con unos precios muy competitivos, imbatibles por ningún modelo, sea cual sea su categoría del segmento C.

En su presentación dinámica a la prensa, los responsables de la marca han dado a conocer los precios de este interesante vehículo, y lo cierto es que son realmente sorprendentes. Se puede adquirir un Jogger desde 14.990 euros hasta los 18.948 que cuesta la versión mejor dotada y equipada de la gama, precios que incluyen el descuento de promoción que aplica la marca. Está disponible con tres niveles de equipamiento: Essential, el más básico y el de acceso, Comfort y S. L. Extreme, que en principio estará disponible en la fase de lanzamiento, aunque Dacia no descarta que si tiene una buena acogida se mantenga sin fecha de caducidad en la gama.

En sus 4,55 metros de longitud se da cabida a una generosa distancia entre ejes de 2,9 metros que propicia la disponibilidad de un interior muy amplio

Asimismo, el Jogger se puede elegir con cinco o siete asientos, en este caso con un sobreprecio de 750 euros. Para facilitar al máximo su adquisición, Dacia ofrece una financiación con Preference de 5 euros al día, cantidad que sube a 6 euros diarios en el caso de las variantes con siete asientos. Además, la marca está estudiando una alternativa de renting, pero para particulares.

Imagen campera

El Jogger luce una imagen moderna a la vez que robusta, y gracias a elementos como las barras del techo, que se pueden usar de forma longitudinal o transversal, o las protecciones de plástico en los pasos de rueda, junto a una distancia libre al suelo de 20 cm, superior a la de la gran mayoría de los SUV de su tamaño, presenta también una estética muy campera y aventurera. Destinado a sustituir al Lodgy, se alza sobre la plataforma modular CMF-B, la misma que se utiliza en el Sandero y en el Renault Clio. En el caso del Jogger, un módulo trasero específico permite que su longitud llegue hasta los 4,55 metros y que la distancia entre ejes sea de unos generosos 2,9 metros. Estas cotas y la solución de llevar las ruedas hasta los extremos de la carrocería propician un espacio interior muy amplio y bien aprovechado, responsable de que se le pueda dotar con hasta tres filas de asientos.

La posibilidad de incluir una tercera fila de asientos para elevar su capacidad a siete pasajeros implica un desembolso adicional de 750 euros

Tal como hemos podido comprobar en este primer contacto dinámico, todos los asientos son perfectamente aprovechables por pasajeros adultos; incluso los de la tercera fila, en los que se pueden acomodar personas de 1,80 metros de altura y a los que se accede con comodidad. Una habitabilidad muy notable que queda reforzada por una capacidad del maletero no menos generosa. En el caso de las versiones de cinco asientos asciende a 708 litros, cifra que aumenta hasta los 2.094 si se abaten los asientos de atrás. En las variantes de siete plazas el volumen va desde los 160 litros si se utilizan todos los asientos hasta los 2.085 si se abaten los de la segunda fila y se desmontan los de la tercera, asientos estos que pesan 10 kilos cada uno y se pueden sacar del coche de forma muy sencilla y rápida. A esta capacidad de carga hay que sumar la presencia de un buen número de huecos para guardar objetos de pequeño tamaño repartidos por todo el interior.

La calidad de acabado es bastante buena y tal y como dicen en Dacia, el Jogger equipa de serie todo lo esencial y se puede mejorar con distintas opciones. También en función del acabado hay algunos detalles que cambian en el interior, como el freno de estacionamiento, que en la versión más completa es de accionamiento eléctrico. Otro ejemplo es que las versiones más básicas no tienen pantalla en el salpicadero, sino que disponen de un soporte para el smartphone, de modo que el conductor puede usar sus propias aplicaciones. En los niveles más altos sí que hay pantalla, de 8 pulgadas y compatible con Apple CarPlay y Android Auto. También es muy correcta la propuesta de sistemas de seguridad y de ayuda a la conducción, resultando en definitiva un coche muy completo en todos los aspectos.

Las versiones más básicas cuentan con un soporte para el smartphone, de modo que el conductor podrá usar las apps de su dispositivo, mientras que las más equipadas disfrutan de una pantalla de 8 pulgadas y compatibilidad con Apple CarPlay y Android Auto

Dos motores para empezar

La oferta mecánica en la primera fase de su comercialización se centra en dos motores. Uno de ellos es el gasolina TCe de 110 CV, superprobado en diferentes modelos de la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi, un propulsor de tres cilindros en línea que está asociado a una caja de cambios manual de seis velocidades. El otro es el ECO-G 100, que tiene la particularidad de ser bifuel y funcionar con gasolina y GLP, también de demostrada eficacia y con la ventaja de contar con la etiqueta ECO de la DGT. La marca confirma que en 2023 la gama se verá enriquecida con una nueva versión con tecnología híbrida autorrecargable, dotada con un motor de gasolina de 1.6 litros, dos motores eléctricos y una pequeña batería de iones de litio de 1,2 kWh de capacidad. Un sistema similar al que podemos encontrar en los Renault Clio y Captur.

En esta ocasión, además de haber podido conocer más a fondo los secretos de este nuevo Jogger, también lo hemos conducido por carreteras de diferente tipo. Lo primero que hay que decir es que las dos mecánicas deparan un buen rendimiento y brindan unas prestaciones bastante buenas. En principio puede parecer que son un poco pequeñas para un vehículo de este tamaño, pero nada más lejos de la realidad. Gracias a un peso muy ajustado, tan solo 1.291 kg en su versión mejor equipada y con siete asientos, la relación peso/potencia es muy favorable y eso permite que el coche pueda desenvolverse con agilidad. A sus mandos el Jogger sorprende también con un tacto de conducción realmente bueno y se disfruta a bordo de un sensacional confort, algo que se debe en buena parte al trabajo que realizan las suspensiones, que con unos reglajes suaves son capaces de filtrar óptimamente las irregularidades del pavimento, además de transmitir mucha seguridad al conductor.

Las dos butacas adicionales que conforman la tercera fila se pueden retirar del vehículo con facilidad gracias a que apenas pesan 10 kg cada una

Artículos reclacionados

spot_img
spot_img

Últimos artículos