19.6 C
Madrid
lunes, mayo 20, 2024

La web de flotas, renting y VO de la revista Renting Automoción

spot_img

Oficial: Chery producirá en las antiguas instalaciones de Nissan en Barcelona modelos de Omoda para el mercado europeo

spot_img

Confirmado: la antigua factoría de Nissan ubicada en la Zona Franca del puerto de Barcelona volverá a abrir sus puertas para la producción de los nuevos modelos de Omoda para el mercado europeo. Tanto el Gobierno de la Generalitat de Catalunya como EV Motors, empresa española, y el fabricante chino Chery han llegado finalmente a un acuerdo que posibilita la recuperación de la actividad en este importante enclave industrial español.

Chery Auto, uno de los tres grandes grupos chinos de automoción, comenzará a producir a finales del presente año los primeros modelos que saldrán de la factoría de Zona Franca. Los primeros desde que en 2021 se cerraran las puertas de la misma tras el abandono de las instalaciones por parte de Nissan.

EV Motors (Ebro), también presente en el acuerdo

No serán los únicos, puesto que el acuerdo contempla también la participación en esta reactivación de la factoría de la empresa española EV Motors, productora de los vehículos de la marca Ebro. Ambas compañías tienen previsto arrancar sus respectivas cadenas de producción a finales del último cuatrimestre del año.

Está previsto que este próximo viernes 19 de abril se celebre una conferencia de prensa conjunta en la cual las tres partes implicadas, (Grupo Chery, EV Motors y la Generalitat de Catalunya) den a conocer las bases del acuerdo alcanzado y ratifiquen el compromiso del Grupo Chery para iniciar su actividad de producción en Europa.

De esta manera, el Grupo Chery se convertirá en el primer fabricante chino en producir sus vehículos en territorio europeo. “Consideramos este paso como una confirmación del claro compromiso que Chery tiene con Europa y su industria de automoción. Esta decisión ha demostrado que Chery viene al mercado europeo con la firme decisión de quedarse”, ha comentado Jochen Tueting, director general de Chery Europe.

La operación recupera un importante foco industrial en Catalunya

Igualmente, esta apuesta supone también una firme apuesta por la industria de automoción española. Nuestro país es actualmente el segundo productor europeo, por detrás de Alemania. El interés de Chery por fabricar en España viene dado también por aprovechar las ayudas y el ambicioso plan presentado en 2020 por el Gobierno para atraer el interés de las marcas y producir sus nuevos vehículos eléctricos en nuestro país.

Gracias a los fondos habilitados tanto por la Unión Europea como por el Gobierno español en el plan de recuperación tras las pandemia y a los fondos europeos habilitados para el cumplimiento con la agenda 2030, la industria española está consiguiendo atraer inversiones desde el sector del automóvil para la producción tanto de baterías como de nuevos vehículos eléctricos. Volkswagen, Seat, Renault, Ford y el Grupo Stellantis cuentan con distintos programas de inversiones para ello, algunos de los cuales ya están en marcha y cerca de iniciar su actividad.

La conferencia de prensa de este próximo viernes permitirá conocer con mayor exactitud el alcance de las ayudas que las distintas Administraciones públicas han puesto encima de la mesa para convencer a los dirigentes de la marca para radicar en nuestro país su primera factoría europea.

Gran noticia para el sector del automóvil español

Lo que está en todo caso claro es que se trata de una gran noticia para el sector del automóvil español, de una gran oportunidad. Según el consejero de Industria de la Generalitat de Catalunya, Roger Torrent, “la llegada de Chery a Barcelona va a ayudar a que Cataluña siga siendo uno de los principales productores de automóviles». Por su parte, Jordi Hereu, ministro de Industria del Gobierno de España, tiene previsto recibir hoy mismo a las delegaciones del Grupo Chery (Omoda) y de EV Motors (Ebro) para avanzar todo lo necesario y establecer el acuerdo alcanzado.

Según el comunicado conjunto emitido, este acuerdo va a permitir “hacer realidad la reindustrialización de la planta” que en su día abandonó Nissan y recuperar buena parte del empleo entonces perdido. La planta es propiedad de EV Motors, empresa matriz del fabricante español de automóviles Ebro. En principio, se prevé que sea OMODA la que inicie primero sus procesos productivos para, posteriormente, que se inicie el proceso productivo del que será el primer modelo de la renovada marca EBRO. Todo ello está previsto que se produzca a partir del último cuatrimestre del presente año.

En su momento, las antiguas instalaciones de Nissan fueron parceladas y divididas en diferentes partes para poder proceder a su reutilización. Silence, fabricante español de motocicletas eléctricas y vehículos de micromovilidad, junto con otros grupos de ingeniería españoles como QEV y EV Motors unieron fuerzas para tratar de convertir el conjunto de la factoría en un avanzado centro de producción para vehículos eléctricos, objetivo que tras el acuerdo alcanzado con el Grupo Chery está ya próximo a alcanzarse.

Artículos reclacionados

spot_img
spot_img

Últimos artículos