19.6 C
Madrid
lunes, mayo 20, 2024

La web de flotas, renting y VO de la revista Renting Automoción

spot_img

Renault priorizará su movilidad autónoma al transporte público por el exceso de regulación y altos costes

spot_img

El Grupo Renault reorienta su estrategia para el desarrollo de sus propuestas en materia de movilidad autónoma, en las cuales dará preferencia en estos próximos años a los vehículos destinados al transporte público antes que a las de los desarrollos destinados a ser implantados en sus vehículos de uso individual.

“La innovación solo tiene sentido si es compartida. Económicamente accesible y realmente útil para el mayor número de personas posible”. El Grupo Renault apuesta por una visión más pragmática de sus desarrollos tecnológicos y se decantará en estos próximos años por el desarrollo de la conducción autónoma y conectada destinada a los medios de transporte públicos.

Conducción autónoma, mayor seguridad y confort

En sus vehículos destinados a un uso individual, el Grupo Renault ya ofrece sistemas de asistencia a la conducción de primer nivel en la práctica totalidad de sus modelos a la venta en el mercado. Sistemas que proporcionan una mayor seguridad y confort gracias a la automatización de distintas funciones, cuyo objetivo final será el alcanzar una completa autonomía del vehículo en cuanto a manejo y control del mismo se refiere.

Sin embargo, dadas las actuales regulaciones, las elevadas expectativas de los clientes y los elevados costes de desarrollo que tienen las tecnologías involucradas, los futuros avances del grupo para automatizar determinadas funciones y lograr una autonomía total del vehículo llegarán antes sobre la base de las nuevas modalidades de transporte colectivo que Renault tiene previsto lanzar próximamente.

Nueva plataforma eléctrica y robotizada para minibús

En este campo, el del transporte público, el Grupo Renault se ha marcado como objetivo el convertirse en una actor real en cuanto a movilidad sostenible y autónoma se refiere. Fruto de este deseo es su nueva plataforma de minibús eléctrica robotizada y preequipada que el grupo viene desarrollando para crear a partir de ella distintas soluciones de automatización que está elaborando en colaboración con diferentes partners altamente especializados.

Así por ejemplo, albergará las soluciones creadas en colaboración con WeRide, compañía global experta en vehículos autónomos, con la que Renault ha creado un nuevo vehículo destinado a su uso como transporte público de personas, cuya primera demostración bajo condiciones reales de circulación y uso se producirá en París, próximamente, con motivo de la celebración del torneo de tenis Roland Garros 2024.

Se prevé un fuerte incremento de la demanda

En el Grupo Renault estiman que en estos próximos años se va a producir un fuerte incremento de la demanda de vehículos autónomos de transporte de pasajeros en las grandes ciudades. Calculan que serán cerca de 400 las ciudades europeas que pasarán a disponer de zonas de bajas emisiones en las que este tipo de vehículos serán fundamentales para desarrollar las nuevas modalidades de transporte urbano, lo que generará una demanda de miles de unidades.

Serán vehículos eléctricos que se utilizarán de manera autónoma y bajo supervisión remota en entornos controlados de circulación. Vehículos similares al que la marca francesa ya ha mostrado estos últimos días en las afueras de París a modo de anticipo de las dos unidades que se van a dedicar a trasladar a los invitados al torneo de tenis entre el 26 de mayo y el 9 de junio por determinadas calles de la ciudad.

Roland Garros 2024, primera experiencia

A modo de lanzaderas autónomas, estos vehículos facilitarán el acceso a las instalaciones de Roland Garros, en recorridos que irán desde el parking P2 ubicado en las afueras del Bois-de-Boulogne hasta las pistas de Roland Garros en la la plaza de la Porte d’Auteuil, para desde allí retornar nuevamente al aparcamiento.

Desarrollados por la empresa tecnológica china WeRide, de la que tanto Renault como su socio en la alianza, Nissan, son accionistas, los nuevos vehículos que se utilizarán en esta experiencia piloto en París operarán bajo la marca del rombo y tendrán capacidad para transportar hasta 22 pasajeros. En su desarrollo también están involucradas otras compañías tecnológicas como Milla o Easy Mille.

Estos nuevos microbuses han sido desarrollados a partir de la plataforma de la nueva furgoneta eléctrica Master y ya está previsto que a partir a de 2026 se incorporen plenamente en la red de transporte público de Chateauroux, una pequeña ciudad francesa situada entre Poitiers y Bourges, en la ruta de París a Limoges.

Está previsto que estos minibuses eléctricos autónomos operen a partir de 2026 las 24 horas al día 7 horas a la semana con total seguridad como una nueva alternativa cero emisiones de transporte urbano en competencia con otras soluciones ya existentes (tren, tranvía, autobús…).

La ausencia de conductores compensa el incremento de costes

Según Renault, los costes adicionales que supone su robotización y automatización se verán compensados rápidamente por la ausencia de operadores a bordo de los mismos, dado que la supervisión de su funcionamiento se efectuará de manera completamente remota en toda la flota de vehículos.

Para que ello sea posible, el Grupo Renault ya ha iniciado una nueva colaboración con WeRide para facilitar el despliegue comercial a gran escala de vehículos con un nivel de autonomía L4, aquellos capaces de gestionar situaciones de conducción por sí solos, dentro de un marco operativo controlado, bajo dominio definido y supervisión remota pero sin operador a bordo del vehículo

En torno a la conducción autónoma, internacionalmente hay establecido un consenso para su desarrollo que contempla 6 niveles de conducción automatizada y autónoma, que van desde el nivel L0, el de los vehículos que no cuentan con ningún tipo de asistencia a la conducción, hasta el nivel máximo L5, en el cual se situarán los vehículos completamente autónomos en todo tipo de situaciones y que no precisan de ningún tipo de operador o de asistencia a bordo para sus desplazamientos con total seguridad.

Renault, cerca de lanzar el adelantamiento autónomo

En sus vehículos de uso individual, Renault ya ha alcanzado los niveles L2 e incluso L2+, introduciendo en ellos distintos tipos de asistencias a la conducción como pueden ser el sistema de crucero contextual, el control o el asistente de mantenimiento de carril o la función de adelantamiento automático que la marca tiene previsto introducir próximamente. En todas ellas, aunque la función de asistencia está desarrollada, el responsable de la conducción del vehículo sigue siendo el conductor.

“Renault Group avanza en la implementación de su estrategia de vehículos autónomos. Como resultado, gracias a nuestros experimentos y a nuestros socios, los mejores en sus campos, estaremos en condiciones, mucho antes del final de esta década, de proponer una gama muy relevante de vehículos autónomos y con bajas emisiones de carbono para satisfacer la creciente demanda y las necesidades de las diferentes regiones”, ha comentado el director de Tecnología del Grupo Renault, Gilles Le Borgne.

Artículos reclacionados

spot_img
spot_img

Últimos artículos