9.3 C
Madrid
miércoles, abril 17, 2024

La web de flotas, renting y VO de la revista Renting Automoción

spot_img

Récord de ingresos pero notable descenso de los beneficios: Avis confirma la tendencia entre las grandes alquiladoras

spot_img

Las cuentas anuales presentadas hace unos días por Hertz apuntaron una tendencia que parecen confirmar los resultados económicos presentados hoy por Avis Budget Group: las empresas del sector están logrando nuevos máximos históricos en términos de facturación al mismo tiempo que sus ganancias se quedan lejos de alcanzar los elevados registros del año anterior. ¿La clave? Miremos hacia la depreciación de sus vehículos…

El ejercicio 2023 se puede calificar como muy positivo para la compañía norteamericana, yendo más allá de esa contracción del 41% de su resultado neto, hasta un total de 1.525 millones de euros, en lo que suponen las segundas mayores ganancias en la historia de Avis, precisamente por debajo de los 2.571 millones de euros contabilizados al cierre de 2022.

El listón estaba muy alto, al igual que el de la cifra de negocio, pero en este caso sí ha sido rebasado. Los 11.204 millones de euros ingresados por la alquiladora entre enero y diciembre del año pasado establecen una nueva marca récord, superando casi por la mínima los 11.191 millones de euros logrados en el ejercicio anterior.

Con el beneficio bruto de explotación (EBITDA) ha sucedido algo similar: los 2.323 millones de euros que deja 2023 en sus libros contables se sitúan como su segundo mejor registro histórico, un 40% por debajo de los 3.856 millones de euros del exitoso curso 2022.

«Concluimos el año con unos ingresos récord y el segundo mejor EBITDA ajustado de la historia de nuestra compañía», afirma Joe Ferraro, consejero delegado de Avis Budget Group. «Lo hemos conseguido gracias a la continua mejora de la demanda, a unos precios ajustados estacionalmente muy por encima de los niveles históricos y a la reducción de los costes bajo nuestro control».

Aumentan los gastos

El caso es que las cuentas de Avis han estado muy determinadas por la escalada de los gastos, que se incrementaron durante el pasado año un 20,7% para situarse en 9.418 millones de euros. Y dentro de este global de costes encontramos una línea contable definitiva, la de «Amortización de vehículos y gastos de arrendamiento», que se duplica al pasar de 772 millones de euros a 1.622 millones.

En el conjunto de 2023, el coste mensual por cada uno de sus vehículos de alquiler también se vio multiplicado por dos, hasta los 196 euros, paralelamente a una reducción del 5% en los ingresos diarios por unidad (64,6 euros). No obstante, su volumen de alquileres creció un 5% hasta totalizar 173,3 millones de operaciones, con un promedio de flota de alquiler entre enero y diciembre de 691.505 vehículos, un 6% por encima del registro del año anterior.

Por lo que respecta concretamente al cuarto trimestre del ejercicio, Avis mantuvo estables sus ingresos en este período, pasando de los 2.585 millones de euros (2.771 millones de dólares) de 2022 a 2.579 millones de euros (2.764 millones de dólares) en este año y vio caer su beneficio un 38,7% hasta 242 millones de euros (260 millones de dólares), así como su EBITDA ajustado, un 52,8% hasta 290 millones de euros (311 millones de euros).

Artículos reclacionados

spot_img
spot_img

Últimos artículos