11.1 C
Madrid
sábado, octubre 1, 2022

La web de flotas, renting y VO de la revista Renting Automoción

spot_img

Los usados de Toyota y Lexus disfrutarán de una ampliación de la garantía oficial hasta 185.000 kilómetros

spot_img

El hecho de que un coche de segunda mano siga estando cubierto por la garantía oficial del fabricante traslada al comprador una sensación de seguridad y tranquilidad que puede acabar por inclinar la balanza de la compra hacia esta unidad en lugar de otras. Por esta razón es importante el anuncio realizado por las marcas Toyota y Lexus de incrementar en 25.000 kilómetros adicionales su cobertura Relax. De este modo, los propietarios de uno de sus vehículos, incluidos los de ocasión, tendrán todas las garantías del fabricante durante 10 años o 185.000 kilómetros (160.000 hasta ahora), lo que suceda antes.

La extensión de garantía Relax tiene unas coberturas sobre defectos de fabricación equivalentes a la garantía de fábrica de tres años que se proporciona para los vehículos nuevos de Toyota y Lexus y la garantía del fabricante de un año que se concede de serie a los vehículos usados aprobados.

Se trata de un servicio gratuito para los clientes bajo la única condición de cumplir con el programa de mantenimiento oficial en la red de concesionarios de la marca. Ambas firmas extienden un año la garantía del vehículo de forma gratuita al hacer el mantenimiento en un centro de la red oficial, una ampliación que es renovable año a año, en cada mantenimiento, hasta un máximo de 10 años y siempre que el vehículo esté por debajo de los 185.000 km.

Al menos por la parte de Toyota, al realizar ese mantenimiento periódico en un taller de la red oficial de concesionarios se obtiene también un ‘Chequeo de Salud’, que consiste en una inspección del estado general del vehículo —componentes mecánicos y electrónicos— que permite asegurar su correcto funcionamiento y detectar posibles incidencias. Gracias a este chequeo es posible ofrecer la extensión de garantía a aquellos clientes que no tengan el libro de revisiones completamente sellado (en caso de avería, se comprobará si tiene relación directa con la falta de mantenimiento) o no hayan pasado desde hace años el mantenimiento en la red oficial. De modo que bastará con este ‘Chequeo de Salud’ para posteriormente ser sometido a revisión —la que le corresponda al vehículo en cuestión— y así beneficiarse de un año de garantía adicional.

 

Artículos reclacionados

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

Últimos artículos