8.8 C
Madrid
domingo, marzo 3, 2024

La web de flotas, renting y VO de la revista Renting Automoción

spot_img

Cambio de tornas en el VO: la «stockflación» del mercado puede reducir un 20% los precios de los vehículos

Si a finales del pasado 2022 el mercado de VO convulsionaba por la fuerte elevación que sufrían los precios a causa, en especial y entre otras cosas, del reducido número de unidades disponibles, ahora, apenas seis meses después, la situación es muy diferente: se ha instaurado la «stockflación» y la disponibilidad de vehículos en las concesiones aumentó un 14%.

La oferta de coches usados a la venta se ha incrementado notablemente en estos últimos seis meses, debido al fuerte efecto que tanto la elevación de los tipos de interés como el incremento de la inflación están teniendo sobre las decisiones de compra de los consumidores.

En un mes la situación ha cambiado

Esta situación está provocando un importante efecto de «stockflación» en los concesionarios, donde se ha pasado en apenas seis meses de tener problemas para encontrar vehículos que poder ofrecer a los clientes a tener un importante volumen de sobreoferta. Situación que comienza a presionar a los precios claramente a la baja, tal y como reflejan los datos de autobiz.

Según el informe del portal Autoscout24, la situación podría llegar a mantenerse durante todo este año 2023, más aún a raíz de las informaciones del Instituto Nacional de Estadística (INE) que indican que España cerró el pasado ejercicio con una inflación media del 8,4%, el porcentaje más elevado en los últimos 36 años, y que para este 2023 las previsiones del Banco de España apuntan a un nuevo incremento del 3,7%. Situación que hará que los precios sigan elevándose y presionando a las economías familiares.

Los precios pueden bajar un 20%

Sin embargo, la situación de exceso de oferta que vive actualmente el mercado del vehículo de ocasión sin duda va a resultar clave para desinflar el globo y terminar con la escalada alcista de precios que vivía el sector del usado. Según Autoscout24, actualmente «hay margen para poder reducir los precios en un 20% sin por ello mermar la rentabilidad de la operación para el vendedor».

El mercado comienza a dar síntomas de esa bajada de precios. Hoy, comprar un vehículo usado de combustión es un 1% más barato que el pasado mes de noviembre, momento en el que los precios tocaron techo. Aun así, el precio sigue siendo elevado, pues el valor medio actual de compra de un VO de combustión ronda los 21.000 euros, unos 2.000 euros por encima del precio registrado por estas mismas fechas en 2021.

Tras el rallye alcista de precios de finales del pasado año, el mercado de ocasión está registrando una importante deceleración en cuanto al número de operaciones que se efectúan. Los elevados precios alcanzados están generando indecisión en los consumidores y ralentizando su toma de decisiones en cuanto a la compra de vehículos se refiere. Y esto provoca que la disponibilidad de vehículos en los concesionarios aumente.

Así, tan solo durante el pasado mes de febrero, una marca como Dacia vio incrementar su stock de unidades en un 173,3% con respecto a las que disponía apenas un mes antes. O el caso de Porsche, que registró un incremento de stock disponible del 98%. El tercer lugar en cuanto a crecimiento de la oferta disponible viene de la mano de Peugeot, con un alza del 83,1% en su stock.

En general, muchas marcas están padeciendo este proceso de «stockflación» en sus campas. Renault, un 26,3%; Jeep, un 24,2%; Audi, un 22,6%; Mini, un 19,3%; Abarth, un 18,1%; Ford, un 10,9%, y Fiat, un 8,2%.

No todas las marcas tienen sobrestock

No obstante, no todas pueden decir lo mismo, pues también hay fabricantes que registran importantes caídas en cuanto al número de unidades de las que disponen para poner a la venta en el mercado de usados. En el caso de Jaguar y Land Rover se registran caídas del 50% en sus volúmenes de stock, y otro tanto sucede en Hyundai (-46,7%) y Volkswagen (-41,2%).

El mercado del VO está viviendo actualmente un proceso de «stockflación» —comenta Ignacio García Roji, portavoz de Autoscout24—, un aumento paulatino de sus stock ya que las familias retrasan sus decisiones de compra para dar prioridad a otras partidas de gasto, como las de la cesta de la compra o pagar la factura de la luz o el gas.

Desde el citado portal de venta de vehículos usados se recomienda a los vendedores de este tipo de vehículos «posicionar bien en precio sus unidades para que su coche sea lo más accesible posible al bolsillo de los compradores y de esa manera adquiera mayor notoriedad y visibilidad en el conjunto del mercado». Gracias al fuerte rallye alcista de precios de final de año, ahora se pueden ofrecer vehículos de ocasión a precios muy atractivos y bastante más rebajados, sin afectar a la rentabilidad que las operaciones de transacción deben aportar a los concesionarios.

Artículos reclacionados

spot_img
spot_img

Últimos artículos