27.4 C
Madrid
lunes, mayo 27, 2024

La web de flotas, renting y VO de la revista Renting Automoción

spot_img

El 30% de los vehículos en renting cuenta con los distintivos ambientales más sostenibles, seis veces más que el resto del parque

spot_img

Una cosa son las nuevas matriculaciones y otra el parque circulante. En relación a las primeras, queda claro que el conjunto del mercado muestra una mayor inclinación hacia las opciones alternativas de propulsión que el sector del renting, tal y como muestra la patronal de este sector en sus estadísticas mensuales. Según datos de la Asociación Española de Renting de Vehículos (AER), en los dos primeros meses de este 2024 el peso de las energías alternativas (eléctricos, electrificados y de gas) se situó en el 35,5% en el ámbito del arrendamiento a largo plazo, casi nueve puntos por debajo del 44,2% registrado por el mercado en general.

Pero como decíamos, otra cosa bien distinta es el parque. Porque frente a un más que envejecido parque español de 14,2 años de media, según Anfac, los vehículos en régimen de renting se establecen en los dos años de edad como término medio. Considerando que el ciclo de renovación de este canal se establece cada cuatro años, las operadoras adquieren de media cuatro vehículos en el mismo período que el resto del mercado adquiere uno, lo que le vale a la AER para resaltar el valor de los distintivos medioambientales que lucen los vehículos que actualmente ruedan por nuestras carreteras gracias a esta modalidad de financiación.

Así pues, en su última comunicación la asociación destaca que el 29,8% de su parque, entre turismos y comerciales, dispone de las etiquetas que identifican a los vehículos teóricamente más sostenibles, es decir, Eco y 0, seis veces por encima del conjunto del mercado, que se contentaría con el 4,9%. Ampliando la comparación, apunta asimismo que el 99,1% de sus vehículos en circulación dispone de una etiqueta C o superior, frente al 38,9% del mercado.

Es decir, que prácticamente todo el parque de renting reúne las características requeridas para contar con una pegatina medioambiental de la DGT en su parabrisas, aspecto determinante para permitir la circulación en las zonas de bajas emisiones, cuando en el conjunto del mercado aún existe un 30% de vehículos sin distintivo y un 30,7% con etiqueta B, señala la AER.

La mayor diferencia en términos porcentuales entre renting y mercado la encontramos en la etiqueta C. Nada menos que una brecha de 35,3 puntos fruto de la penetración del 69,3% alcanzada en el primero y del 34% en el segundo. Luego estaría el distintivo Eco, con un 21,1% en el canal de renting y un 4% en el mercado para establecer una diferencia de 17,2 puntos. Y finalmente, los 7,7 puntos que separan el 8,7% de cuota de la catalogación 0 emisiones en el renting del apenas 0,9% del conjunto del mercado.

Para el presidente de la AER, José-Martín Castro Acebes, esta evaluación «evidencia el impulso que desde el renting se hace por los vehículos más sostenibles, con un parque etiquetado casi al 100% con etiquetas C o superior». El máximo dirigente de la asociación añade que «este es el resultado de la renovación constante del parque que lleva a cabo el sector, la cual no solo tiene efectos en una movilidad más limpia, sino que contribuye a una movilidad más segura».    

Artículos reclacionados

spot_img
spot_img

Últimos artículos