spot_img
11.2 C
Madrid
martes, octubre 26, 2021

Flotas, renting y vehículos de ocasión

spot_img

E.ON y Volkswagen presentan un cargador rápido que acelerará la expansión de la red de recarga

spot_img

El primer E.ON Drive Booster ya funciona en Essen (Alemania). Se trata de un cargador rápido con batería de almacenamiento que hace que recargar un vehículo eléctrico sea no solo más rápido, sino también más fácil y asequible para operadores y clientes. Como cargador rápido flexible, no requiere obras de ingeniería civil ni ajustes en la conexión a la red y puede cargar dos vehículos eléctricos simultáneamente con 150 kW. Esto significa que la expansión de una densa red pública de estaciones de carga rápida, esencial para el futuro éxito de la electromovilidad, puede hacerse realidad mucho antes de lo que se suponía.

A la puesta en marcha de este primer E.ON Drive Booster en la ciudad alemana acudieron Patrick Lammers, responsable de Soluciones para el Cliente del Comité Ejecutivo de E.ON, y Thomas Schmall, responsable de Tecnolología del Comité Ejecutivo del Grupo Volkswagen.

Sin toma de energía

El E.ON Drive Booster es una estación eléctrica que no necesita tomar su energía directamente de la red, sino que tiene su propio sistema de almacenamiento de baterías integrado. Una conexión eléctrica normal, como las que se encuentran en cualquier supermercado, y la batería interna proporcionan conjuntamente la capacidad necesaria para cargar dos vehículos eléctricos simultáneamente con hasta 150 kW. De este modo, solo se tarda una media de 15 minutos en cargar los coches con la energía suficiente para una autonomía de unos 200 km.

La expansión de la movilidad eléctrica es un elemento importante de la transición energética, asegura Lammers, y argumenta que “para que los vehículos eléctricos sean más atractivos, necesitamos que las estaciones de recarga sean abundantes y potentes. Al fin y al cabo, alrededor de un tercio de los alemanes deciden no comprar vehículos eléctricos porque creen que no hay suficientes estaciones de carga. Estoy orgulloso de que con el E.ON Drive Booster tengamos una oferta inmediata y atractiva para las empresas y los municipios que quieran instalar estaciones de carga sin gastar una fortuna”. Lammers señala que el Booster es una solución energética que permite alcanzar a las empresas sus objetivos de sostenibilidad y concluye: “Somos el socio de descarbonización de nuestros clientes”.

Schmall, por su parte, afirma que han cogido la responsabilidad de expandir la infraestructura de carga de vehículos eléctricos, para lo que trabajan con importantes socios que les ayudarán a quintuplicar el número de cargadores rápidos en Europa para 2025. “A través de nuestra colaboración con E.ON, las estaciones de carga rápida desarrolladas y producidas por Volkswagen Group Components ya pueden ser utilizadas. Son ideales para apoyar la rápida expansión de la infraestructura de carga, ya que el tiempo y los costes necesarios para su instalación son mínimos”, señala el ejecutivo de Volkswagen.

Enchufar y usar

Cualquier punto de carga normal puede adaptarse fácilmente al Booster, lo que lo hace ideal para la implementación en nuevas ubicaciones de forma rápida y rentable. La instalación es fácil, basta colocarla, enchufarla y configurarla en línea. Es una estación de carga plug&play (enchufar y usar), en la que no es necesario realizar costosas adaptaciones de la infraestructura ni obras de ingeniería civil. Todo esto hace que la carga rápida sea fácil, asequible y posible en cualquier lugar.

spot_img

Artículos reclacionados

- Advertisement -spot_img
- Advertisement -spot_img

Últimos artículos