23 C
Madrid
miércoles, junio 12, 2024

La web de flotas, renting y VO de la revista Renting Automoción

spot_img

Informe Coches.com: el renting, cada vez más caro, gana enteros entre particulares y autónomos

spot_img

El interés que genera el renting entre los clientes particulares y autónomos, tras dos años en los que se notó la falta de vehículos por diferentes motivos, aumenta en lo que llevamos de 2024. Así se desprende de un informe elaborado por Coches.com.

Del análisis realizado por el portal de movilidad se extrae que son principalmente los particulares y lo autónomos los que tiran del mercado de renting de coches online en nuestro país en esta primera parte del año. Del mismo estudio de mercado se observa que el renting a empresa ha experimentado un retroceso de un 10%, pero esta ralentización es más comedida si se enfrentan los números con los del mercado total de matriculaciones en el canal de empresas, que se han contraído un 12,5% en los primeros cuatro meses del año.

Para Gerardo Cabañas, director general de Coches.com, la causa de que el número de empresas que han reducido su interés por el renting se debe a que “los contratos de renting de las empresas son más largos”.

La flexibilidad conlleva contratos más cortos

El interés por el renting de hasta 12 meses se ha triplicado desde 2021, mientras que los contratos de duración más larga, los más habituales no hace tanto tiempo en en renting, aquellos con una vigencia entre 48 y 60 meses, son los que más han caído en el mismo periodo de tiempo. En el primer trimestre de este año cerca de la mitad de los usuarios, un 46% para ser más precisos, han mostrado interés por operaciones de renting de hasta 12 meses.

Esta tendencia hacia contratos más cortos y flexibles tiene su origen en el cliente particular. El 54% de los contratos de renting que solicitan es de hasta un año de duración, un porcentaje que contrasta con los que se hacen desde el canal de la empresa, que apenas llega al 12%. En el caso de este último mercado, 8 de cada 10 solicitudes se realizan para un renting que supera los tres años de duración.

En este sentido, Cabañas es rotundo, y asegura que “desde un punto de vista exclusivamente financiero, en renting no es un servicio de movilidad tan atractivo para un particular como para una empresa. Los particulares, sobre todo en España, alargan la posesión de un vehículo durante más de una década, lo que hacía que la compra tradicional, con o sin financiación, tuviese más sentido”.

¿Qué ha cambiado para atraer al cliente particular?

El cambio en el contexto del mercado es radicalmente distinto al de hace cinco años. El director general de Coches.com señala al precio de los coches nuevos como uno de los principales motivos para que el cliente particular haya fijado su vista a otras fórmulas de tenencia de un vehículo. “Los coches nuevos llevan subiendo de precio cuatro años a un ritmo desconocido en este siglo, y los tipos de interés han elevado el coste de la financiación”. Además, según se indica desde Coches.com, en España está siendo más complicado que en otros mercados de nuestro entorno dar paso a lo eléctrico, y no hay confianza en que se puedan usar coches con motor de combustión interna a medio plazo en muchos ámbitos. “Esos factores -destaca Gerardo Cabañas- empujan a las personas a apostar por el renting, que no implica inversiones con más riesgo que hace años”.

El renting, último reducto para el diésel

Si se desgranan las matriculaciones de coches nuevos es fácil observar cómo el diésel es un combustible prácticamente desterrado tanto entre los turismos y los todoterreno que se venden en España. En el primer cuatrimestre del año, y según los datos comunicados por Anfac, sólo el 9,9% de los coches matriculados utilizaban el gasóleo como combustible.

En cambio, si lo que se revisan son las miles de solicitudes de contratos de renting en lo que llevamos de 2024, un 44% de ellas corresponde a vehículos de gasoil. Se trata de una opción mayoritaria, pero no entre los particulares, que tienen predilección por los vehículos de gasolina. Estos particulares tampoco buscan eléctricos en formato renting, pues sólo un 2% de las solicitudes recibidas se enfocan en estos vehículos.

En contraposición, las empresas sí apuestan de una forma más contundente por las opciones electrificadas a través de renting. En los últimos tres años el interés de los vehículos híbridos se ha incrementado en un 51%, prácticamente en la misma proporción -50%- que las de eléctricos puros.

Suben las cuotas, bajan los kilómetros

El precio de los vehículos repercute en las cuotas de renting. En 2021, el 95% de las solicitudes se concentraban en vehículos que no alcanzaban los 500 euros al mes. Después de consumir los primeros cuatro meses de 2024 las solicitudes en vehículos con cuotas que superan esa cifra se han multiplicado por cuatro, y ya son el 22% del total.

Entre las empresas la apuesta por la electrificación se traduce en cuotas de mayor cuantía, ya que el 40% de sus solicitudes superan los 500 euros mensuales. “Los gestores de flota son más conscientes de los menores costes de uso de los coches enchufables, además de que les permiten el acceso a áreas con circulación restringida y una mejor imagen”, indica Cabañas.

En el polo opuesto están los particulares. Un 48% de sus solicitudes no alcanza los 350 euros de media al mes. “Los particulares tratan de bajar la cuota mensual al máximo solicitando kilometrajes anuales más reducidos. De hecho un 56% buscan un renting con menos de 10.000 km, que por debajo de la cifra media que se suele hacer anualmente en España”, señala Gerardo Cabañas. El dato contrasta con el de las empresas, que son el canal que solicita renting con mayores kilometrajes.

Artículos reclacionados

spot_img

Últimos artículos