26.8 C
Madrid
lunes, agosto 15, 2022

La web de flotas, renting y VO de la revista Renting Automoción

spot_img

Análisis Arval: la subida del carburante incrementa el 37% el TCO del SUV gasolina frente al eléctrico

spot_img

El TCO o coste total de propiedad de un coche de gasolina ha subido en los últimos meses y ya supera al de su equivalente eléctrico, según la compañía de renting Arval, que señala al fin de la moratoria del incremento del impuesto de matriculación y a la subida de los combustibles como causas principales. Un estudio de la operadora en 2020 pronosticaba que la finalización de dicha moratoria incrementaría el TCO para un vehículo mediano diésel o gasolina, que recorriese 20.000 km al año, un 4% de media.

A ello se suma el incremento de precio de los carburantes, que el año pasado subió el 20% de media, pasando de 1,22 euros/litro de gasolina 95 en enero a 1,48 euros/litro en diciembre, con un comportamiento similar por parte del diésel, elevando así el coste total de propiedad en cerca de 35 euros al mes en dicho periodo para recorrer 20.000 kilómetros.

En febrero de este año, la gasolina y el diésel se han encarecido tanto como en todo 2021, alcanzando precios medios de 1,85 euros/litro para la gasolina y 1,72 euros/litro el diésel, de forma que el coste mensual de combustible de un SUV mediano para recorrer 20.000 kilómetros al año ha subido una media de 60 euros.

El precio del kWh para VE, estable

Igualmente, el precio de la energía eléctrica ha subido en 2021 y 2022, si bien las tarifas especiales para la carga de vehículos eléctricos (VE) se han mantenido entre 0,10 euros/kWh (periodo supervalle) y 0,45 euros/kWh en hora punta, precios similares a los que aplica la red de recarga pública de diferentes operadores nacionales.

Así pues, el coste medio de un SUV de gasolina que hace 50 kilómetros diarios es de 7 euros/día, por poco menos de 1 euro/día (tarifa supervalle) o 3,5 euros/día (hora punta o en un punto de recarga pública económico) de un modelo equivalente eléctrico.

Para comparar la evolución del TCO de uno y otro, Arval España pone como ejemplo los Peugeot 2008 de gasolina y eléctrico. Para ambos, el TCO mensual se sitúa en 530 euros (6.360 euros al año) para 20.000 kilómetros y, tal y como se muestra en el gráfico, el eléctrico compensa su mayor coste financiero con un coste energético muy inferior.

Ahora bien, al incluir las subvenciones del Plan Moves III, de hasta 7.000 euros para la compra o renting de un vehículo eléctrico, el TCO del segundo baja hasta los 404 euros/mes o 4.848 euros/año (sin entregar un coche para achatarrar) y a 335 euros/mes o 4.020 euros/año (con achatarramiento), lo que representa un ahorro del 24% en el primer caso y del 37% en el segundo.

Para Manuel Orejas, director Retail, Marketing y Movilidad de Arval España, la última subida de la gasolina ha representado «un empujón a la competitividad del vehículo eléctrico en su globalidad», por lo que «el mercado, las empresas y los particulares deben aprovechar este momento para dar un salto a la sostenibilidad».

Artículos reclacionados

spot_img
spot_img
spot_img

Últimos artículos