9.2 C
Madrid
viernes, diciembre 9, 2022

La web de flotas, renting y VO de la revista Renting Automoción

spot_img

Abarth 500e: deportividad de alto voltaje

spot_img

La electrificación total ha llegado a una marca con un carácter tan deportivo como Abarth, tras haber dotado de un sistema de propulsión 100% eléctrico a uno de sus modelos más icónicos. El 500e que nace de esta transición ecológica promete fuertes sensaciones al volante ya que presume de ser la versión más dinámica de la gama de este pequeño deportivo, anunciando unas prestaciones y un rendimiento superior en todos los aspectos que la hasta ahora variante más prestacional, el Abarth 695 con 179 CV.

El 500e viene animado por un electromotor de 154 CV (113 kW) y 235 Nm de par, alimentado por una batería de iones de litio con 42 kWh de capacidad, sin comunicarse de momento la autonomía disponible. El coche se puede recargar en corriente alterna a una potencia máxima de 11 kW y en conexiones de corriente continua a 85 kW. En un punto de carga rápida, con esos 85 kW de potencia podemos acumular en cinco minutos la suficiente energía para utilizarlo de manera cotidiana (unos 50 km). Si necesitamos una mayor autonomía, en 35 minutos podemos regenerar el 85% de su capacidad.

La marca del escorpión anuncia unas prestaciones elevadas para su pequeño atleta. Puede acelerar de 0 a 100 km/h en 7 segundos y sus recuperaciones, debido a la inmediata entrega de par motor cuando pisamos el acelerador, son mejores que las del 695.

Con 154 CV, el 500e se sitúa como la versión más prestacional de la gama

En el 500e el conductor dispone de tres modos de conducción: Turismo, ideado para realizar una conducción más urbana, limitando la potencia a 136 CV (100 kW); Scorpion Street, en el que se dispone de toda la potencia y se incrementa al máximo la frenada regenerativa (hay que puntualizar que en estos dos modos de conducción, al levantar el pie del acelerador la deceleración es muy fuerte y eso propicia que el coche se pueda conducir sin pisar el pedal del freno); el tercer modo de conducción disponible se denomina Scorpion Track y está pensado para disfrutar al máximo de la conducción de este coche.

Además de la eficaz y eficiente unidad de potencia, este vehículo presenta, técnicamente, muchas más diferencias respecto a las demás versiones de la gama. Su distancia entre ejes es mayor, como también la anchura de vías, modificaciones que repercuten en una mayor estabilidad y un mejor comportamiento dinámico en los trazados más sinuosos, con una velocidad de paso por curva superior, situándose en este aspecto también por encima del 695.

El sonido del escorpión

La firma italiana ha querido diferenciarse incluso con sus sonidos. Así que más allá del característico zumbido del obligatorio sistema acústico de aviso, el 500e cuenta con el sistema Key On-Off, que reproduce un acorde de guitarra en el habitáculo cuando se pone en marcha o se apaga el motor. También puede equiparse opcionalmente con el Sound Generator, que emula en el habitáculo el sonido del motor de los Abarth de gasolina, permitiendo disfrutar de una potente experiencia de conducción. Este sistema puede conectarse o desconectarse a voluntad del conductor.

Los estilistas de la mítica marca también han querido diferenciar estéticamente a este eléctrico. Son totalmente nuevos el frontal, con unos faros LED con una iluminación muy personal, las líneas fugaces y deportivas del faldón lateral y los parachoques, el trasero con apliques de nueva factura en el difusor. Una estética muy deportiva que completa con unas llantas de diseño específico de 17 o 18 pulgadas y el logotipo del escorpión atravesado por un rayo en diferentes partes de la carrocería, haciendo referencia a su condición de vehículo eléctrico.

En el interior destaca el tapizado del techo de color negro, los asientos con un diseño más deportivo y tapizados en Alcántara y con el logotipo del escorpión grabado por láser, el salpicadero y otros guarnecidos en el mismo tejido que los asientos. Llama mucho la atención la pantalla del equipo multimedia de 10,25 pulgadas, táctil y de tipo flotante, equipada de serie con el sistema Uconnect con navegación integrada y nuevos y atractivos gráficos. El cuadro de instrumentos también es digital, con una pantalla de 7 pulgadas que suministra mucha información al conductor.

Su interior combina elementos muy deportivos con el toque tecnológico de sus pantallas digitales

Este nuevo 500e también está muy bien servido en materia de seguridad, equipando un completo paquete de los más avanzados sistemas ADAS, junto a otras funciones como la visión a vista de dron de 360 grados o la cámara de visión trasera de alta definición, que muestra con gran nitidez los obstáculos y la trayectoria del coche en la pantalla del salpicadero.

Primero para los abarthistas

Durante los primeros meses de su comercialización la marca ofrecerá una versión especial denominada Scorpionissima, limitada a 1.949 unidades que hacen referencia al año de fundación de Abarth y con el máximo equipamiento disponible, con la posibilidad de elegirlo en color verde Acid o azul Poison.

Los fans de la marca serán los primeros en disfrutar del nuevo Abarth 500e

Abarth ya ha iniciado la venta online de su nuevo 500e Scorpionissima por un precio de 43.000 euros. En principio, durante el primer mes las reservas son para los miembros de la comunidad Abarth, unos 160.000 abarthistas repartidos por todo el mundo, para agradecerles su colaboración y participación en la creación colectiva de este modelo a través de la iniciativa denominada Performance creators, a través de la cual pudieron expresar su opinión sobre sus preferencias en cuanto a los nuevos sonidos y colores.

Está previsto que las primeras unidades de este nuevo Abarth 500e lleguen a los concesionarios de la marca en España a mediados del próximo 2023.

Artículos reclacionados

spot_img
spot_img
spot_img

Últimos artículos